• Kuwait y su pequeña democracia - Tomàs Alcoverro
    Artículos

    Kuwait y su pequeña democracia

    La cultura de las divanias, o lugares donde se reúnen los hombres, a veces en confortables pabellones adosados a las viviendas, antaño en grandes tiendas de campaña que yo frecuenté antes de la ocupación iraquí de agosto de 1991, armadas en carreteras del desierto circundantes de la capital, para discutir de todo lo divino y  humano, es la quintaesencia del ambiente político del Estado de Kuwait.  Arrellanados en asientos sobre alfombras valiosas –el lujo y la distinción se extienden en Oriente por el suelo–, los hombres debaten allí durante las jornadas electorales que se celebran desde 1961, año de la independencia, y lo hacen con té, café, bebidas sin alcohol…